Editorial Qva En Directo

En vista de los últimos acontecimientos en Cuba, y el compromiso sostenido con nuestros lectores, Qva En Directo aclara su postura ante el Movimiento San Isidro, la detención y sanción contra Denis Solís, y la protesta frente al Ministerio de Cultura:

  • Nos desmarcamos de la postura (si es que se puede catalogar como tal) de algunos medios independientes cubanos y extranjeros de reconocer a Denis Solís como “preso político”. Como medio de prensa independiente nos apegamos y reconocemos como ÚNICA Carta Magna a la Constitución de la República de Cuba, refrendada el 24 de febrero de 2019 por el 86,85 % de los ciudadanos que ejercieron su derecho al voto. En consonancia con ella y con el artículo 144.1 del Código Penal de Cuba, el cual establece que “El que amenace, calumnie, difame, insulte, injurie o de cualquier modo ultraje u ofenda, de palabra o por escrito, en su dignidad o decoro a una autoridad, funcionario público, o a sus agentes o auxiliares, en el ejercicio de sus funciones o en ocasión o con motivo de ellas, incurre en sanción de privación de libertad de tres meses a un año o multa de cien a trescientas cuotas”, desconocemos el llamado a la libertad de Denis Solís quien incluso transmitió vía Facebook una evidencia INCUESTIONABLE: el momento en que amenaza, calumnia, difama e insulta al oficial que lo visitó por una citación previa.
  • Desconocemos la actuación del llamado “Movimiento San Isidro (MSI)” y su supuesta huelga de hambre. Más allá de lo que hayan querido aparentar, no hubo tal obligación de las autoridades cubanas a recluirse en su sede de Damas 955, La Habana Vieja. Iniciaron de manera VOLUNTARIA su huelga de hambre y de sed. Además, exigían algo inviable: la liberación de Denis Solís, ya juzgado y sentenciado.
  • Reconocemos en el actuar del MSI y su huelga de hambre rasgos descritos en el Manual de Gene Sharp (Cómo librar la Lucha No Violenta) y sus 198 técnicas para una revolución no violenta. Podemos decir abiertamente que Cuba está en presencia de un intento de “primavera tropical”. En tal sentido, nos pronunciamos contra cualquier injerencia extranjera.
  • Apoyamos (y fomentamos) las vías de diálogo entre los actores de la sociedad cubana. Lo sucedido el 27 de noviembre en el Ministerio de Cultura es muestra fehaciente de ello. Qva En Directo como medio de prensa independiente estuvo en el lugar de los hechos y declara que NO FUE TESTIGO DE REPRESIÓN ALGUNA. Sí hubo posturas diversas ese día. Sin embargo, notamos que el MSI y Denis Solís solo fueron un detonante, no la causa concluyente ni predominante.
  • Reconocemos como efectiva la postura del Ministerio de Cultura de recibir a 30 dialogantes seleccionados por los presentes en las afueras de la edificación. La extensión del encuentro denotó lo complejo del diálogo. Sin embargo, AMBAS partes calificaron de positivo el acercamiento.
  • Abogamos por el diálogo y el respeto al derecho ajeno. Sin embargo, como en cualquier sociedad, preponderamos lo constitucionalmente viable. NO respaldamos cruzadas ni cacerías contra medios de prensas (oficiales o no). En tal sentido, rechazamos ROTUNDAMENTE las campañas de descrédito lanzadas contra los periodistas “oficialistas” por señalar al MSI. Nuestra postura estará SIEMPRE con la convivencia y, a pesar de los tiempos que corren, NO aceptamos el irrespeto contra colegas de profesión.

Deja un comentario