Los últimos datos del Ministerio de Salud de México muestran un panorama desolador. Si en un principio los lugares más peligrosos del mundo eran China, España e Italia, ahora el nuevo coronavirus se ha cebado contra Latinoamérica.

Según datos oficiales tomados de www.covidvisualozer.com México acumula más de 278 mil 600 casos, pero con una cifra de 46 mil 688 muertos. En tanto, Brasil lidera la región, con más de un millón 884 mil 050 casos, y 92 mil 789 decesos. Preocupante realidad.

Detalla Telesur que en México las zonas más afectadas por la pandemia son Ciudad México y los estados de México, Tabasco, Veracruz y Guanajuato, con el mayor número de casos acumulados y que en conjunto representan alrededor del 45 por ciento del total del país.

El gigante azteca registró su primer caso el 28 de febrero, cerró la economía no esencial durante abril y mayo, y en junio inició una lenta reapertura por estados a pesar de que no se ha logrado aplanar la curva de contagios, informa el canal de noticias Deutsche Welle (DW).

Captura de pantalla del Twitter oficial de La Razón de México

Ante una cifra tan elevada de muertes, la estadística de contagios da pie al debate. Según reseña la agencia de noticias rusa Sputnik, las autoridades consideran que la cifra real de contagiados es mucho mayor que lo que indica el recuento oficial.

El propio Hugo López-Gatell, Subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, expresó a BBC Mundo en una entrevista: “Yo estoy seguro, siempre he dicho convencido que hay más muertes que las que reportamos”, admitía quien dirige la respuesta que está dando México a la pandemia.

Aunque ha habido fallecimientos, y es algo muy doloroso, ningún mexicano se ha quedado sin atención médica. No se han saturado los hospitales, porque estamos pendientes, porque se atendió el problema a tiempo y de manera responsable.

Andrés Manuel López Obrador (tomado de Sputnik)

Entretanto -añade Sputnik- el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, prioriza la recuperación económica a la imposición de cuarentenas efectivas. El mandatario se muestra seguro ante el avance del virus en el país.