Midsommar es una película de terror psicológico, dirigida por Ari Aster, que aborda el viaje de un grupo de amigos a una remota aldea de Suecia en las celebraciones del festival de verano.

Después una traumática pérdida familiar, Dani –encarnada por Florence Pugh- decide ir junto a su pareja Josh -William Jackson Harper- a dicha localidad arcaica, donde las costumbres, totalmente fuera de lo común, comienzan a desesperar y perturbar a los forasteros norteamericanos.

Un cine explícito y violento, lleno de espectros y seres sobrenaturales, parece ser la norma desde hace varios años. Sin embargo, este cinta del 2019, constituye un verdadero oasis en el género, pues se aleja de todos los convencionalismos de este tipo de cinematografía.

Confusión, desorden, recelo… campos escandinavos, runas, estaciones, el anclaje a la naturaleza, fanatismo… Ver Midsommar se convierte en una experiencia fascinante, e incluso extraña, para los amantes del séptimo arte.

Las altas dosis dramáticas, una narración lenta y pausada, unido a una banda sonora encargada de manipular cada dosis de la atención del público, hacen de este filme una extraordinaria experiencia del miedo.

Para conocer un avance sobre esta película, acceda al siguiente enlace: