Internacionales

Tres años después, Puerto Rico sigue igual

Un reportaje publicado por la agencia de noticias AP describe la situación que enfrentan los afectados en la llamada Isla del Encanto.

Decenas de miles de hogares siguen presentando daños graves, muchos residentes enfrentan la temporada de huracanes bajo tejados de carpa azul y el primer gran programa de la isla para reparar y reconstruir casas no ha completado siquiera una.

Tomado de AP

Refieren reportes oficiales que en su paso por Puerto Rico, el huracán María azotó más de 786.000 viviendas, “causando daños menores en algunas y arrancando otras de sus cimientos”, describe AP.

Tomado de Prensa Latina

Datos publicados por la Universidad de Puerto Rico (UPR) daban cuenta de que desde el paso del fenómeno atmosférico el 20 de septiembre, la tasa de pobreza se incrementó de 44,3 por ciento a 52,3 por ciento.

Un programa con fondos federales administrado por las autoridades locales realizó reparaciones relativamente pequeñas en unas 108.000 viviendas el año siguiente, e iglesias y ONGs arreglaron miles más con fondos privados, amplia la información.

Para muchos puertorriqueños, el lento avance del programa se ha convertido en un símbolo de la incapacidad del gobierno para abordar los efectos del desastre en el largo plazo.

Tomado de AP

María barrió Puerto Rico con vientos de 249 kilómetros/hora (155 mph) y su ojo pasó ocho horas sobre el territorio, destruyendo la red eléctrica y causando daños estimados en más de 100.000 millones de dólares. Se estima que 2.975 personas murieron tras su paso.

A principios de julio diversas televisoras internacionales se hicieron eco de una entrevista publicada por el The New York Times a Elaine Duke, exsecretaria interina de Seguridad Nacional (DHS) de Donald Trump.

La publicación refería que el presidente estadounidense había considerado vender la Isla del Encanto, tras el devastador paso del huracán María.

“Las ideas iniciales del presidente fueron más como un hombre de negocios”, afirmó Elaine Duke, quien se desempeñaba como secretaria interina del DHS cuando el huracán azotó la isla en septiembre de 2017, al Times. Quizás de ahí el desinterés del magnate por la situación de Puerto Rico.

Deja un comentario